La palabra infografía proviene de información gráfica.
Podemos decir que consiste en la creación de imágenes digitales por medio de ordenadores o equipos informáticos con fines explicativos, presentadas de forma fácil y sencilla de entender.
Puede tratarse de una imagen, un retoque fotográfico, un esquema o representación de un producto, una ilustración narrativa de un accidente como las que aparecen en prensa,etc. todas ellas generalmente acompañadas de texto o referencias descriptivas.
Las infografías pueden ser imágenes 2D ó 3D.

Cuando hablamos de 3D podemos hacer referencia a diferentes técnicas y ámbitos. Cine 3D, gafas 3D, impresiones 3D...
En este caso queremos definir el término 3D aplicado a imágenes 3D creadas por ordenador.
Un 3D implica la creación y desarrollo en tres dimensiones con datos geométricos de una escena, un modelo, o una maqueta virtual.
A partir de un 3D se pueden obtener una o varias imágenes virtuales desde cualquier punto de vista, crear secciones, detalles, pruebas de materiales...
La escena se crea con líneas, superficies, volúmenes, a los que se añaden colores, texturas, iluminación, cámaras, animación.
Cuando hablamos de un 3D es como si hablásemos de una escultura a partir de la cual podemos presentar animaciones , vídeos, o imágenes.
Muchas veces el público solo ve la imagen final y no comprende la cantidad de horas que supone crear ese modelo virtual así como la intensa labor desarrollada para conseguir un efecto lo más real posible.
Ahora bien, nada resulta más satisfactorio o gratificante cuando el cliente te dice,
"¿Es un 3D? Pensaba que se trataba de una foto real..."

Comparativa de una fotografía real , un modelado 3D, y una infografía.

cocina comparativa1 web

< Volver